loader image
Lunes a Jueves 09:00 a 14:00 y 16:30 a 20:30 | Viernes 09:00 - 14:00 | Sáb y Dom - Cerrado
230524Masvitae_blog_podologiga_Estudiodelapisada.jpg
24/May/2023

Caminar y correr son acciones naturales para la mayoría de nosotros y rara vez nos paramos a pensar si lo hacemos bien. Damos por sentado que nuestros pies hacen su trabajo correctamente. Sin embargo, al igual que no hay dos personas iguales, tampoco hay dos sujetos que caminen o corran de la misma forma. Por ello, el estudio de la pisada, también conocido como análisis de la marcha o estudio biomecánico de la pisada,  nos va a ayudar a saber cómo caminamos o corremos. ¿Y por qué es importante saberlo? Porque una una mala pisada puede generar lesiones, no solo en nuestros pies sino en otras partes de nuestro cuerpo y afectar negativamente en nuestra salud y bienestar.

¿Qué es el estudio de la pisada?

El estudio de la pisada se centra en analizar como interactúan nuestros apoyos plantares con el suelo al caminar o correr. Consiste en una exploración de los pies en posición estática y en movimiento, así como el comportamiento de rodillas, cadera y columna, entre otras estructuras.  Esto nos va a permitir poder identificar y tratar las causas biomecánicas que producen ciertas alteraciones.

Es muy usual encontrarnos pacientes con problemas del aparato locomotor que han sido generado por su forma de caminar, correr o simplemente estar en pie. Pruebas como las radiografías o las resonancias magnéticas no son capaces de diagnosticar cuál es el origen de ese problema, solo nos muestra la lesión. Por ello,  los estudios biomecánicos de la marcha o la pisada son la mejor opción para determinar las causas de dichos problemas; es decir, atajamos el problema tratándolo desde la raíz, desde el origen.

Esta prueba nos va a determinar  si existen desajustes biomecánicos en el aparato locomotor que puedan provocar lesiones a medio/largo plazo.  Además nos va a ayudar a elegir el tipo de calzado más adecuado así como el uso de plantillas personalizadas en caso necesario. Por tanto, el objetivo principal del estudio de la pisada es prevenir las lesiones que se asocian a un inadecuado apoyo del pie, de tipo muscular y osteoarticular.

¿En qué consiste?

  • Historial clínico. El objetivo el conocer al paciente y valorar su historial clínico: si tiene dolor  y cómo, si es deportista o no, que actividad física realiza, que calzado utiliza, etc., con el fin de conocer si ha sufrido lesiones importantes que debamos tener en cuenta
  • Exploración minuciosa del aparato locomotor del corredor, en estática y dinámica. Exploración táctil de espalda y piernas, en la que analizamos la postura global del cuerpo,  las tensiones musculares que se producen, así como posibles asimetrías de los miembros.
  • Estudio de la huella plantar mediante plataforma de presiones en estático y en movimiento.  Conocemos la postura del cuerpo y analizamos si existe una adecuada distribución de las presiones plantares, así otra información importante para valorar cada caso.
  • Cinta de correr. Filmación de la marcha y carrera del paciente.
  • Visionado de la filmación con el paciente en el que describimos gráficamente las alteraciones detectadas y su posible tratamiento con plantillas personalizadas, en caso necesario.

Lesiones más frecuentes

Entre las lesiones más frecuentes que encontramos originadas por una mala pisada encontramos:

  • Rodilla: condromalacia rotuliana, tendinopatía rotuliana o rodilla del corredor, inflamación de la pata de ganso, meniscopatías)
  • Cadera: cadera (síndrome del piramidal, sacroileítis, trocanteritis), espalda (lumbalgia, hernia de disco)
  • Tobillo (esguinces e inestabilidad)
  • Talón (fascitis plantar y demás talalgias) y
  • Pie (metatarsalgia, dedos en garra o juanetes).

¿Quiénes se deben realizar un estudio de la pisada?

El análisis biomecánico de la marcha o estudio de la pisada es beneficioso para cualquier persona de cualquier edad y condición física. Muchas personas piensan que sólo es útil para deportistas y corredores y esto es un mito que hay que desterrar. Todos caminamos y estamos de pies durante muchas horas al día y nuestros pies son la base de todo nuestro cuerpo. Con un estudio biomecánico se podrían mejorar problemas como dolores, caídas frecuentes (por ejemplo, en los niños), inestabilidad, fatiga muscular o dificultad para correr y andar.

Si conocemos la biomecánica del paciente a través del estudio de la pisada desde edades tempranas, podemos prevenir la aparición de muchas patologías como la desviación de los pies, piernas y espalda.

En el caso de los deportistas, el estudio de la pisada es útil especialmente para prevenir lesiones y mejorar el rendimiento. Además el podólogo deportivo le puede ayudar recomendando el calzado más adecuado, plantillas personalizadas para corregir las cargas, recomendaciones en el patrón de la marcha ejercicios de fortalecimiento o técnicas de estiramiento, entre otras.

Importancia del estudio de la pisada

¡Es de suma importancia la prevención! La prevención va a evitar que se genere una dolencia que deje a un corredor, que lleve meses preparándose para una competición, en dique seco durante una o más semanas, o que no pueda terminar la competición, con la consiguiente depresión para el deportista.

En resumen, el estudio de la pisada es una herramienta valiosa para comprender cómo nuestros pies interactúan con el suelo. Conocer nuestro tipo de pisada puede prevenir lesiones, mejorar el rendimiento deportivo y promover una mejor salud en general. Si experimentas dolor o molestias en tus pies, tobillos, rodillas o caderas, acude a un centro especializado donde el podólogo podrá realizar dicho estudio y en caso necesario te prescribirá el mejor tratamiento, que normalmente pasa por la realización de plantilla personalizada y adaptada a las necesidades de tus pies ,si es necesario..


Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda? !Escríbenos!
¡Bienvenido a Masvitae! ¿En qué podemos ayudarte?